4 jul. 2011

NaCN

"¡El J&B con el H2O!" gritó el afectado químico al sorprendido mesero, quien, harto de su presunción, trajo el whisky y el agua. "Yo también sé química", pensó mientras miraba malévolo como el cianuro sódico actuaba, dejándolo sin su petulante cliente.

No hay comentarios:

Publicar un comentario